Me gusta

13 oct. 2013

Sony NEX-7

Hace unas décadas, mientras los fotógrafos y reporteros gráficos viajaban por todo el mundo cargando equipos pesadísimos de medio formato, alguien tuvo la idea de sacrificar algo de calidad final de la foto, por la versatilidad, poco peso y tamaño, aparte de otras muchas ventajas del 35mm (como llevar carretes de 36 exposiciones en poco espacio y con más capacidad de fotos que las placas y respaldos).

Para revistas y prensa en general, la calidad del 35mm estaba más que sobrada, a pesar de las ópticas de la época, de muy inferior nivel a las del medio formato, la calidad perdía mucho pero se podía seguir mostrando el mundo con la suficiente.

A dia de hoy está surgiendo con una fuerza asombrosa la proliferación del mercado CSC o EVIL, cámaras con sensor Full Frame, APS-C o algo más pequeño pero de mucho más nivel que una compacta, al nivel de una réflex incluso. Si estas cámara incorporan procesadores de imagen de la calidad de las réflex y opciones internas y ópticas del mismo nivel también... solo que en un tamaño  y peso mucho más reducido... tenemos una nueva revolución a punto de empezar.


Hay menos ópticas para estas cámaras, por supuesto, pero salen 20 nuevas por cada una que sale para réflex. Se pueden acoplar con adaptador lentes de la misma marca o de otras (sin perder ni el autofoco), aunque eso significa la pérdida de la esencia de estas cámaras, que es la máxima calidad en el mínimo espacio).


Esa reducción de espacio y peso se hace posible por muchos factores, se suprime el prisma del visor, el espejo, se reduce el tamaño de la batería y se comprime la electrónica como lo está en las compactas y en las réflex de gama baja.

Muchos de vosotros no emigraréis a este nuevo formato, por que os gusta presumir de un equipo muy grande, pero los que consideramos que las fotos las realizamos los fotógrafos y no las cámaras, aparte de los que valoramos el peso para nuestra espalda y los que consideramos más valioso parar desapercibido en lugar de presumir de equipo... no lo dudaremos.

Como fan de este sistema y de una marca que hace las cosas tan bien que compró Minolta para su nacimiento en el sector, centraré una serie de análisis en cuerpos de gama alta NEX de Sony y sus objetivos, tanto aquellos productos que han salido al mercado como los que están a punto de hacerlo, con puntos de vista, análisis, fotos de muestra, videos en youtube, etc...

No es un intento de convencer a nadie, cada cual es libre de hacer lo que desee, solo es la muestra de un producto que no está haciendo el ruido que debe pero que marcará una nueva era en la fotografía.

Comienzo la toma de contacto con el cuerpo de cámara, al cual he montado un Carl Zeiss (ahora solo llamados Zeiss) 24mm 1.8. La impresión a primera vista es una mezcla entre cámara profesional realizada en miniatura y una compacta con acabado inmejorable. Yo tengo las manos pequeñas y aún así se hace muy reducida de dimensiones al manejarla.


El agarre da la sensación de no funcionar a simple vista, parece que se te escurrirá de las manos si la intentas manejar como una réflex convencional, pero te sorprende adaptándose a la mano con mucha ergonomía, aparte su peso es tan reducido (y el Zeiss no es de los más ligeros que digamos) que no ofrece ningún temor a que se nos caiga al suelo.


Acostumbrado a la botonera de una réflex de gama alta, los pocos botones y diales de la Sony se antojan  pobres, da la sensación de cámara compacta de gama media, luego ves que esos botones y diales son programable y funcionan para varias cosas cada uno, según estemos grabando video, haciendo fotos o visualizando lo capturado.


No haré mención del flash integrado, ya que es pequeño y frágil, aparte soy partidario de usar la zapata para montar uno profesional si necesitamos su uso, aunque el comportamiento a iso alto es tan correcto que rara vez usaremos dicho flash, lo único positivo que veo a este flash pequeño es que se puede manipular con las manos, ofrece mucha elasticidad, así que mientras sujetas la cámara con una mano, puedes levantar el flash para rebotarlo al techo y tener una mucho mejor iluminación del espacio.

Pero no quiero entrar en detalles que luego veremos al milímetro, ya que realizaré todo tipo de pruebas y a nivel profesional, nada de salir de paseo un rato para hacer 4 fotos. Le daré uso intensivo en sesiones de moda y otras especialidades muy exigentes para ver su comportamiento.

Seguimos con las sensaciones, la pantalla abatible tiene una muy buena definición y muy correcto funcionamiento con sol intenso, el visor es pequeño y digital, aunque tiene 2,4 millones de puntos en media pulgada, para alguien con gafas como yo, resulta incómodo, una suerte que la pantalla vaya tan bien.


La información en pantalla es muy amplia, yo trabajo con réflex con la pantalla sin información, solo la imagen capturada, así que desactivo esa info (tenemos varias opciones para visualizar en pantalla), ya que disparo siempre con todos los parámetros en manual y sé lo que tengo puesto en todo momento.

El objetivo acopla muy bien con la bayoneta de metal del cuerpo, un Zeiss no te deja indiferente aunque sea de tamaño pequeño, su aspecto es muy robusto y el anillo del enfoque manual va muy fino.

La zapata de flash es heredado de Minolta, aunque los modelos actuales y el sustituto del NEX7 ya llevan la universal para acoplar flashes dedicados o disparadores para flashes externos y de estudio.

Otros detalles que debo destacar en este primer vistazo a la cámara son: la doble entrada de micrófono para sonido estéreo, la luz de asistencia al enfoque (ambos en el frontal de la cámara), conexión para un trípode (como todas las cámaras) en la posición central del objetivo y de material metálico.

Para terminar decir que lleva conexiones para un micrófono externo, salida hdmi mini y USB mini.

Continuaremos, pero con pruebas de campo con fotos y vídeos para demostrar que la calidad de esta cámara está a la altura de SLR profesionales de alta gama.

Como apunte final os diré que una cámara se compone de 3 factores que dictan la calidad final de la foto: optica, sensor y procesador de imágenes. El tamaño, peso, precio, visor optico,... no mejoran en ningún momento la calidad de vuestras fotos. Veremos en el siguiente capítulo si las fotos están a la altura de una Canon 5d mk2.

14 comentarios :

  1. hay algo asi pero de nikon? a saber que todos mis lentes son nikon y no quisiera invertir en lentes de otra marca (tanto por calidad como por presupuesto)
    gracias

    ResponderEliminar
  2. Espero impaciente los siguientes post, tengo la hermana pequeña de la 7 y tengo algunas dudas de si agenciarme la 7 (mi ilusion) o irme a una reflex (por futuro trabajo)

    ResponderEliminar
  3. Con un sensor de 13x9mm la V2 de Nikon está muy por detrás, es más bien una compacta con pretenciones y objetivos intercambiables. habría que ver la calidad de los objetivos aunque dudo que se acerquen ni de lejos a los Zeiss, tampoco se si tienen un adaptador de lentes de la calidad del Sony que permite poner lentes de todas las marcas conservando todos los automatismos y autofoco. Pero solo con saber que monta un sensor hecho para dicha camara, de 14mp y ese tamaño tan reducido... no pinta bien la cosa, no se puede comparar con una NEX7 que lleva el sensor de la alpha77 y el procesador de imágenes tambien.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Creo que la sensación y el ariete la va a marca la Olympus OM-D-EM-1 (la EM-1). Estoy valorando el desprenderme de la 6D y cambiar de formato. Estoy de calentón.

    ResponderEliminar
  5. La Oly es casi una reflex, tiene muy buena pinta, aunque para mi esta marca lleva mucho apostando por un sensor demasiado pequeño en tamaño y objetivos con factor 2x que no ha cuajado, sus EVIL tienen esta misma filosofía. Yo opino (es algo personal) que sus cámaras están por detrás de Fuji y Sony aunque les den ese aspecto y esa publicidad... para mi estarán muchos años más a la sombra.

    ResponderEliminar
  6. Realmente lo que me "para" el cambio (cada uno tiene sus cosas...) es la PDC (me gusta trabajar las fotografías mucho con la PDC), las aberturas de los objetivos en 2x no ofrecen la PDC que pueda registrar una FF; así que estoy deshojando la margarita...

    ResponderEliminar
  7. La profundidad de campo no solo sale del tamaño del sensor, tambien de la abertura del objetivo, de la distancia focal y de la relacion de distancia entre la camara y el sujeto y del sujeto y el fondo. Sabiendo controlar esos aspectos, se saca profundidad de campo incluso de una compacta o de un movil

    ResponderEliminar
  8. La he estado usando unos días. Tanto con ese objetivo como con el resto de la gama Carl Zeiss disponible y algunos de otras marcas.
    Me ocurre lo contrario que te pasa a tí con el tamaño de mismanos; las mías son grandes. Se me "cae" entre los dedos. Es algo que me ha pasado siempre con cámaras de tamaño, digamos reducido.
    Por otro lado, si bien la pantalla es como describes, los años de costumbre de mirar por un visor de verdad, tanto en 35 mm como en formatos mucho mayores influyen mucho en mí: no me acabo de acostumbrar a estar mirando con los dos ojos lo que presenta la pantalla. Pierdo visión periférica y eso en muchos casos hace que puedan pasar desapercibidos detalles importantes. Por ejemplo, en prensa y deportes, suelo disparar a menudo con los dos ojos abiertos, pues me resulta útil para ver qué es lo que hay fuera de lo encuadrado por el visor. Quizá en tu campo, la moda, esto no sea tan relevante.

    Un detalle: la profundidad de campo SI que viene muy, muy marcada por el tamaño de sensor. El radio del círculo de confusión influye tremendamente en la profundidad de campo. Y se nota en cuanto usas estas cámaras con sensor reducido comparándolas con una de, por ejemplo, 35 mm. Usando, por descontado, el mismo objetivo y en las mismas condiciones, se entiende.

    Un saludo y leeré tus comparativas.

    ResponderEliminar
  9. Hola Fran. Llevo tiempo mirando estos cacharritos y la verdad es que me parecen una opción muy interesante. Sobre todo por el peso y el manejo. Estoy bastante cansado de mi mochila de 30 kilos todo me parece poco y la lleno siempre. He visto en la web de Sony que te venden el cuerpo y por poco más te dan opición de un objetivo, el 18-55, quería tu opinión sobre ese objetivo. O sinceramente no merece la pena y es mejor ir a por otras opticas. Actualmete uso Nikon con toda la gama desde un 12-24 hasta el 300. Y me da que ese 18-55 de Zeiss, puede ser un pisapapeles?

    Gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  10. El 18-55 no lo he probado pero es un Sony, en Zeiss tienes un nuevo 16-70 f4 estabilizado que es una delicia, ya subiré muestras. Tambien tienes un clase G de Sony 18-105 f4 estabilizado muy bueno aunque muy grande y pesado. Tienes aparte otros zooms 3 diferentes 18-200 estabilizados (uno perfecto para video) tambien un 10-18 y un 16-50 ambos estabilizados, y un arsenal enorme de fijos muy luminosos entre sony y zeiss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me imagino que los buenos son los de Zeiss, aunque seguro que Sony también los tiene buenos. Pero mirando en su web no veo muchos y son un poco caros. Con e adaptador que comentas podría usar mis Nikon?

      Eliminar
    2. hay dos zeiss denominados ziss touit de 12mm f2.8 y 32mm f1.8 que tambien son con montura E. El adaptador de nikon sirve para montar todos los nikon slr

      Eliminar
  11. El Sony 18-105 no es tan pesado, 427 gr según especificaciones, por lo que con el rango que cubre y ser f4, bastante aceptable diría yo. Lo malo es que aún no ha salido. :(

    ResponderEliminar
  12. Hola, Yo he tenido la oportunidad de experimentar un poco con esta cámara. Las sensaciones han sido muy buenas en general, salvando el tema de los menus al que hay que acostumbrarse, porque a primer golpe de vista no parecen muy ágiles. Después, mi gran decepción vino al probarla en nocturna ya que el visor y la pantalla digitales son absolutamente inoperantes.... No se si las recien anunciadas A7 y A7r con sensor full frame mejoraran algo este tema.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...